BLOG

¿En qué se diferencian el LG G5 y LG G5 SE?

Actualmente se pueden encontrar en el mercado dos variantes del G5 de LG: El G5 y el G5SE. Conoce en qué se diferencian cada uno.

Diseño y acabados

Por mucho que los tuviéramos el uno frente al otro, sería “improbable” distinguir entre el G5 SE y el G5, ambos con el mismo diseño y nivel de acabados. En la cara delantera sigue habiendo cristal Gorilla Glass, que se curva ligeramente en el margen superior; y un cuerpo metálico realizado en una aleación de aluminio especial LM201 que, al sostenerse el producto en las manos, da la sensación de estar tocando plástico.

Este Smartphone, que trae un perfil de 7 mm de grosor y un peso de 157 gramos, sigue contando con las beneficios de tener un cuerpo modular.

Soltando la pieza del margen inferior se puede, entre otras cosas, extraer la batería de 2800 mAh de capacidad y, por tanto, en poco más de 1 minuto volver a disponer de una carga completa en caso de tener a mano una segunda batería. Francamente, una gran ventaja para viajeros y para periodistas.

En el lado derecho se encuentran los controles de volumen del sonido, mientras que el botón para apagar y encender la pantalla se ha emplazado en la cara posterior, bajo la doble lente. Por otro lado, y aunque el teléfono sea modular, para insertar la tarjeta nano SIM y la tarjeta micro SD será preciso extrer la bandeja doble accesible desde la zona baja del lado derecho.

En el lado superior veremos el conector para auriculares de 3,5 mm, el micrófono secundario y el puerto de infrarrojos, esto último transformando el G5 SE en un mando a distancia virtual de la mano de la aplicación preinstalada QuickRemote. En el lado inferior está el altavoz, que suena con potencia; el puerto USB de tipo C, con función OTG activa; y el micrófono principal.

Comportamiento, características y funciones

El G5 SE es un smarphone que, durante el análisis, me ha demostrado contar con un excelente comportamiento y, en la práctica, no me ha parecido ser tan distinto del modelo “original”: el procesador Snapdragon 652 de 8 núcleos se ha desenvuelto sin problemas tanto en el manejo de las aplicaciones de redes sociales y al explorar páginas web, como al lanzar juegos exigentes a nivel gráfico.

Test de benchmark de AnTuTu

Ahí se sacarán los colores al G5 SE, que ha obtendio una puntuación de 80.271 puntos: por su parte, en su día obtuve con el G5 “original” 137.734 puntos, pues se incorpora una memoria RAM de 4GB, el procesador Snapdragon 820 es mejor en lo relativo a la CPU y la GPU Adreno 530 obtiene mejor rendimiento a nivel gráfico. Lo dicho, un usuario corriente no notará la diferencia técnica en el manejo real del producto, pero hay ciertas pruebas que revelan el valor “intangible” de un hardware más sobresaliente.

Lo que sí tienen en común las dos variantes de G5 es que no pueden presumir de contar con una longeva autonomía energética, y eso se debe a la poco generosa que es la relación entre la capacidad de batería, que son 2800 mAh; y las características de la pantalla, con panel Quantum IPS, 5.3 pulgadas y resolución 2K. En la “vida real”, al jugar a títulos como Asphalt 8, al utilizar la función de cámara o al reproducir vídeos con el nivel de brillo de pantalla alto, se notará un rápido descenso del nivel de batería. En todo caso, sí se nota una mejoría en autonomía con respecto al LG G4.

No podemos decir que el G5 SE no de la talla tanto al utilizar auriculares como al aprovechar las bondades de su potente altavoz integrado, aunque encuentro que los efecto de audio incorporados por la aplicación de música (modos de sonido y ecualizador multibanda) no terminan de ser muy efectivos.

EL G5 SE cuenta con 4G Cat6, conectividad Bluetooth 4.2, Wi-Fi y NFC, y una memoria interna total de 32GB que, en caso de no ser suficiente, siempre se puede complementar con una buena tarjeta micro SD de hasta 256GB. ¿Algo más a destacar a nivel técnico? No puedo olvidarme de comentar que este teléfono es compatible con carga rápida, lo que permitirá recuperar capacidad de batería a pasos de gigante.

Finalmente, no se puede pasar por alto otra de las características clave del G5 SE y que determinará si finalmente se debe o no comprar: en la cara posterior se han implementado dos cámaras, una con sensor de 16MP, apertura F1.8 y angular de 78º; y otra con sensor de 8MP, apertura F2.4 y angular de 135º.

Disponer de una cámara con angular de 135º es un valor añadido tremendamente importante, lo que se agradece cuando no se puede encontrar el ángulo apropiado o, ante una estructura colosal, la cámara principal no abarca todo el ancho y altura de cuanto está ante nosotros.

Con el G5 SE se pueden tomar fotos muy nítidas a 16MP y grabar video con resolución máxima de 3840×2160 pixels, así como disfrutar de una función que activa las tres cámaras del dispositivo para tomar fotos y grabar vídeo de forma simultánea. Esto último perfecto para quienes quieran preparar VLOGS o captar su experiencia con otra perspectiva.

Por otra parte, la cámara frontal también aportará una buena dosis de calidad, obteniéndose imágenes a un máximo de 6MP si se cambia el ratio de imagen a 16:9.

Valoración final

El G5 SE, aunque menos potente que el G5 “original” si tenemos en cuenta las cualidades del procesador, sigue siendo una opción muy válida para quienes anden en busca de un dispositivo con batería intercambiable, buena calidad de audio al escuchar música o disfrutar de contenido de YouTube y, sobretodo, quieran tener a mano una de las mejores cámaras móviles de 2016.

Este Smartphone de LG rozaría la perfección si hubiera tenido una batería de no menos de 3300 mAh de capacidad, y se hubiera apostado por una aleación de aluminio distinta o mantenido el sistema de carcasas intercambiables propias del G4.

-Marc Corredera

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>