Industria, Seguridad TI

Casi la mitad de las empresas aún no pueden detectar las infiltraciones de dispositivos IoT

Gemalto afirma que cerca de la mitad (48 %) de las empresas no pueden detectar si alguno de sus dispositivos del IoT (Internet de las cosas, por sus siglas en inglés) sufre una infiltración. Esto ocurre a pesar de que las compañías se ocupan cada vez más de la seguridad del IoT:

  • El gasto en protección ha crecido (del 11% del presupuesto para IoT en 2017 al 13% hoy);
  • Casi todos (90 %) creen que es un tema central para los clientes; y
  • Se triplicó con creces la cifra de los que consideran que la seguridad del IoT es una responsabilidad ética (14%), en comparación con el año anterior (4%).

Se estima que la cantidad de dispositivos conectados incrementará a 20 mil millones para 2023, de modo que las empresas deben actuar con rapidez para garantizar que la detección de infiltraciones en el IoT sea lo más eficaz posible.

Tras encuestar a 950 responsables de TI y de negocios a nivel mundial, Gemalto determinó que las compañías piden la intervención de los gobiernos: un 79 % pide directrices más sólidas sobre seguridad del IoT y un 59 % necesita aclaraciones sobre quién es responsable de garantizar la seguridad del IoT.

A pesar de que muchos gobiernos ya han promulgado o anunciado la introducción de regulaciones específicas en materia de seguridad en el IoT, la mayoría de las empresas (95 %) considera que deberían existir regulaciones homogéneas, una conclusión que también resuena en los consumidores.1 El 95 % espera que los dispositivos del IoT se rijan por las normas de seguridad.

“Dado el aumento de la cantidad de dispositivos habilitados para IoT, es sumamente preocupante ver que las empresas aún no pueden detectar si han sufrido infiltraciones”, comentó Jason Hart, director de tecnología de protección de datos de Gemalto. “Sin una regulación homogénea que guíe a la industria, no es de extrañar que estén aumentando las amenazas y a su vez, la vulnerabilidad de las empresas. Esto seguirá así a menos que los gobiernos intervengan ya mismo para ayudar a que la industria no pierda el control”.

La seguridad sigue siendo un enorme desafío

Con una tarea tan ardua por delante, las empresas piden la intervención gubernamental debido a los desafíos que plantea la protección de los dispositivos conectados y de los servicios del IoT.

Esto se aplica en particular a la privacidad de los datos (38 %) y a la recopilación de grandes cantidades de datos (34 %). La protección de una cantidad creciente de datos ha demostrado ser un problema, ya que solo tres de cada cinco (59 %) de los encuestados utilizan IoT e invierten en seguridad en el IoT, admitiendo que cifran todos sus datos.

Es evidente que los consumidores no están impresionados con los esfuerzos de la industria del IoT: un 62 % considera que es necesario mejorar la seguridad.

En relación con las áreas de mayor preocupación, el 54 % teme una falta de privacidad al usar los dispositivos conectados, seguido de cerca por la intrusión de personas no autorizadas, como por ejemplo, piratas informáticos que controlan dispositivos (51 %) y la falta de control sobre los datos personales (50 %).

-Comunicado de Prensa

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>