Industria

El procesador usado en los iPhone en breve será integrado en las iMac

Muy pronto serán implementados los procesadores de la Serie A de Apple, esos que actualmente lideran el rendimiento de los iPhone y los iPad de la compañía. las iMac

Los iMac que inicialmente llevarían el A10, se estrenarían en los equipos tope de gama con 18 núcleos de CPU, acompañados de gráficas Radeon Vega, y con hasta 128 GB de memoria RAM. Steven Troughton-Smith, espeleólogo del código de Apple, sugiere que el procesador de Apple podría estar listo para dar el salto a las computadoras de la compañía, basados en sistema operativo Mac OS, y con funciones concretas que en ningún caso supone la sustitución o reemplazo por los procesadores Intel Core o Xeon actuales. Al menos, por el momento.

Troughton-Smith tiene en sus manos la nueva versión BridgeOS 2.0 de Apple, que presumiblemente formará parte del próximo paquete de software de iMac Pro. Si bien no divulgó la fuga del firmware que contemplaba la llegada del altavoz HomePod a principios de este año, sí incluye ahora algunos aspectos interesantes. El principal de ellos es una referencia a una versión del procesador A10 Fusion de Apple, el mismo silicio que alimenta al iPhone 7.

Se trata de una de las armas secretas que hace que el iPhone tenga un rendimiento envidiable dentro del mercado de smartphone y tabletas, y parece inevitable que Apple extienda su uso para alimentar los equipos MacBook. De hecho, el procesador Bionic A11 que forma parte del nuevo iPhone 8 y iPhone X, es tan rápido que el rendimiento es equiparable al ofrecido por las últimas ediciones de MacBook Pro de 13 pulgadas con determinadas cargas de trabajo. Entonces, aunque la mayoría de las personas probablemente ni siquiera notarán el procesador A10 Fusion en el iMac Pro, esto le confiere a Apple un paso adelante para construir un Mac que sería impulsado por un procesador x86 de la Serie A.


El uso de procesadores iOS en equipos de sobremesa no es ajeno a Apple, dado que el MacBook Pro con TouchBar usa actualmente un procesador T1 que ejecuta una variante de iOS. Sin embargo, ésta sería la primera vez que un procesador de la serie A hace su aparición dentro de un Mac. Durante años se ha especulado sobre este aspecto, de las ventajas que aportaría a Apple el uso de sus propios procesadores. Estaría por ver los precios de venta que tendrían los equipos, puesto que actualmente la compañía comercializa un iMac de 5.000 dólares basado en procesador Intel Xeon.

Troughton-Smith también admite que el procesador abriría nuevas vías para ampliar el soporte de Siri a controlar el Mac. Actualmente, la única forma de invocar al asistente digital de Apple en un Maces presionando el icono en la pantalla o la barra táctil, o bien, configurar un atajo de teclado. La nueva funcionalidad permitiría a los usuarios de equipos Mac decir “Hey Siri” para activar el asistente.

El nuevo procesador también podría utilizarse para tareas asociadas al proceso de arranque y seguridad de macOS, un movimiento que permite que Apple pueda experimentar con un control más estricto de sus equipos. En este sentido, se nos antoja que el A10 podría encargarse de supervisar el arranque de los procesadores de Intel, así como el controlar el uso de la cámara FaceTime y otras tareas de seguridad.

El nuevo iMac comenzará a comercializarse a partir del próximo mes, aunque sin fecha todavía confirmada para nuestro país.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>